Disciplina Positiva: Conceptos básico aplicables en el Aula y el Hogar

Disciplina positiva, introducción

¡Hola, comunidad educativa y padres comprometidos!

Hoy quiero compartir con ustedes una joya literaria que ha iluminado mi camino como madre y educadora: “Disciplina Positiva” de Jane Nelsen.

Este libro no solo ofrece herramientas prácticas, sino que también nos invita a reflexionar sobre nuestro papel en el desarrollo de nuestros hijos y alumnos.

En este artículo quiero presentarte unos conceptos iniciales que me hicieron reflexionar mucho en mi rol como madre en primer lugar y como vinculada al gremio educativo y que quizás te sirvan como introducción a este maravilloso libro.

  1. Conceptualización de la Disciplina:

Cuando hablamos de “disciplina”, a menudo pensamos en control y castigo, ¿verdad?

Pero la disciplina positiva va más allá. Se trata de cultivar una conexión profunda con nuestros niños, nutriendo su autoestima y capacidad de autorregulación. Suena bonito y poético pero vamos desglosando el asunto.

Primero, aclarar que significa “Disciplina” ya que muchos caemos rápidamente en asociarla con palabras como control o castigo.

Sin embargo su raíz en latín está más asociada a “seguidor de una verdad”. Y esta verdad debe sembrarse en los hijos como una motivación propia ya que las estrategias de premios y castigos vienen de un lugar externo que no habilita en las personas ni la autoestima ni el autocontrol.

Generalmente, cuando no tenemos herramientas idóneas a nivel educativo y familiar, caemos en los viejos modelos de la rigidez o la permisividad que a corto plazo parecen adecuadas pero que en la medida que pasa el tiempo se vuelven no efectivas para lograr los comportamientos esperados y generan emociones negativas para los cuidadores, maestros y para lo niños y niñas, en el mediano y largo plazo.

2. Elementos de la Disciplina Positiva

En disciplina positiva aparecen los siguientes elementos claves:

Elementos claves de la disciplina positiva
ELEMENTOS DE LA DISCIPLINA POSITIVA
  • Respeto mutuo y colaboración para enseñar habilidades para la vida
  • Firmeza con dignidad
  • Fomento del Control interno

El respeto mutuo nos hace reflexionar que un buen comportamiento en los niños no se logra si los hacemos sentir mal.

Para ello, es clave la colaboración porque antes que enfocarnos en las consecuencias de las acciones nos debemos enfocar en las soluciones a esos problemas. Involucrando a los niños y niñas en la concertación de las mismas.

Esto nos permitirá recordarles a los niños los acuerdos establecidos, con frases como ¿Cuál es nuestro acuerdo? ¿Qué fue lo que acordamos hacer en este momento?

La firmeza con dignidad nos recuerda, que no podemos esperar resultados a punta de premios y castigos porque genera una dependencia externa del niño y lo hace vulnerable y temeroso de sí mismo creando problemas de autoestima.

Bien sea porque asume que es incapaz y que el mundo externo es el dueño de sus acciones y que él no tiene voluntad o responsabilidad alguna.

La firmeza con dignidad, nos recuerda que los niños y niñas son eso, niños y niñas, que están hasta ahora desarrollándose, explorando el mundo  y que su madurez cerebral no estará sino hasta después de los 20 años de edad.

Esta dignidad nos muestra que no se trata de un rigor absoluto pero tampoco de una permisividad agobiante.

“El rigor o control excesivo” solo construye un orden sin libertad, que no habilita opciones y que se vuelve agobiante. Frase como “lo haces y punto”, “se tiene que hacer porque lo digo yo”, “esa es la ley y se tiene que cumplir porque sí”.

El otro extremo “la permisividad”, nos ubica en el lugar de cero límites. Donde no hay orden, las opciones son ilimitadas y el mensaje que se da a lo niños y niñas es que se puede hacer lo que quiera. Donde no se respeta nada ni a nadie, no se valoran los esfuerzos y todo está girando alrededor de ellos.

Para concluir esta introducción, la disciplina positiva nos recuerda que se debe educar con firmeza y respeto.

Implica que si hay opciones pero son dentro de unos límites establecidos, que la libertad tiene orden y rutinas y que está basado en el respeto de sí mismos, los otros y nuestro entorno.

A través de la disciplina positiva, creamos un ambiente de aprendizaje basado en el respeto mutuo y la confianza. Nos convertimos en guías amorosos, empoderando a nuestros hijos para que se conviertan en seguidores de su propia verdad.

¿Has explorado la disciplina positiva en tu vida? ¿Qué desafíos y alegrías has encontrado en este camino?

¡Comparte tus experiencias y reflexiones con nosotros! Juntos, podemos seguir aprendiendo y creciendo en este emocionante viaje de crianza y educación.

Igualmente te invitamos a leer este artículo, sobre un tema complementario que sabemos te gustará: MENTALIDAD DE CRECIMIENTO

Emociones en el aula: cómo manejarlas para un mejor rendimiento.

Emociones en el aula cómo manejarlas para un mejor rendimiento.

En este blog, nos sumergimos en el fascinante mundo del manejo de las emociones en los colegios. Exploramos ideas claves, estrategias y recursos que pueden ser implementados para crear un ambiente educativo en el que las emociones sean abordadas de manera proactiva. Descubriremos cómo la educación emocional puede tener un impacto significativo en el rendimiento académico, la autoestima y el bienestar general de los estudiantes.

¿Te has preguntado cómo funcionan los colegios que cuentan con una visión holística, donde no solo se enfocan en enseñar matemáticas, ciencias y literatura, sino también brindan a los estudiantes las herramientas necesarias para manejar sus emociones y así desarrollar un proyecto de vida que los haga ser felices?

Imagínate un colegio donde los estudiantes no solo aprendan a sumar y restar, sino también a reconocer, comprender y regular sus propias emociones. Un lugar donde se les brinde las herramientas necesarias para enfrentar el estrés, la ansiedad y los desafíos emocionales que pueden surgir en su día a día. Un entorno en el que se fomente la empatía y la comunicación efectiva, cultivando así relaciones saludables y fortaleciendo la comunidad escolar, brindando una serie de herramientas que fortalecen la autoestima y la resolución de conflictos.

Las emociones son una parte esencial de nuestra experiencia diaria, y por ello desempeñan un papel crucial en el entorno escolar. Desde la emoción que nos impulsa a levantarnos por la mañana hasta aquella que nos motiva a estudiar arduamente para un examen. Nuestras emociones están condicionando nuestra experiencia y por ende están relacionadas con el rendimiento académico, las relaciones con pares, docentes, cuidadores y en general en cualquier entorno en el que estemos.

A continuación, te brindamos una serie de claves que te ayudarán a gestionar mejor las emociones de los estudiantes y en general de toda la comunidad educativa.

Claves para el manejo de las emociones en los colegios

Prepárate para sumergirte en un nuevo enfoque educativo, donde el desarrollo emocional se convierte en la clave para desbloquear el verdadero potencial de los estudiantes y prepararlos para una vida llena de éxito personal y académico.

Las emociones son la llave en el aula de clase:

En el salón de clases las emociones se convierten en protagonistas. Ya no solo se trata de aprender matemáticas o ciencias, sino de desarrollar una conciencia emocional profunda sobre los temas sobre los cuales se educa, de entender cuáles son las reacciones y comprensiones de los estudiantes en los diversos temas que se tratan; así mismo de reconocer con cuál estado anímico ingresa o termina una clase. 

La educación emocional trae consigo un enfoque holístico del aprendizaje, integrando actividades y ejercicios prácticos que fomentan la conciencia emocional, la regulación emocional y la empatía en cada asignatura.

En este nuevo enfoque, el diálogo y la discusión abierta sobre las emociones se convierten en la norma. Los estudiantes son alentados a identificar y expresar sus sentimientos, creando un ambiente seguro donde pueden ser ellos mismos. El aula se convierte en un espacio de aprendizaje emocionalmente enriquecedor, donde cada voz y cada emoción importan.

Por ejemplo, iniciar la clase con una respiración profunda, o utilizar un ejercicio de termómetro emocional o medidor emocional para reconocer cómo está la energía del grupo.

Medidor Ruler
Medidor Ruler

Programas de apoyo socioemocional:

Seguramente, te has preguntado ¿cómo ayudar a los estudiantes a manejar el estrés, la ansiedad y otras emociones negativas que pueden obstaculizar su aprendizaje? Los programas de apoyo socioemocional son la respuesta. Estos programas estructurados brindan a los estudiantes las herramientas necesarias para navegar por su mundo emocional y superar los desafíos emocionales que puedan enfrentar.

A través de actividades extracurriculares, como lo son los grupos de debate, los estudiantes tienen la oportunidad de explorar, aprender y practicar habilidades de comunicación, resolución de conflictos y empatía. Estas actividades les brindan un espacio seguro para expresarse y relacionarse con otros de manera saludable y significativa.

Pero no solo los estudiantes se benefician de estos programas. Los docentes también desempeñan un papel fundamental en el apoyo socioemocional. Es por eso que es crucial capacitar a los educadores en técnicas de apoyo socioemocional. A través de la capacitación, los docentes adquieren las habilidades y el conocimiento necesarios para brindar un ambiente de aprendizaje seguro y de apoyo emocional. Pueden identificar y abordar las necesidades emocionales de los estudiantes, establecer relaciones de confianza y ofrecer el apoyo adecuado cuando sea necesario.

Este tipo de estrategias pueden realizarse entre la misma comunidad educativa, seguramente en tu colegio tendrás padres de familia, docentes o podrás acceder a conferencistas, talleristas o programas de apoyo que se desarrollan en tu sector.

Promoción de la comunicación y la empatía:

La promoción de la comunicación efectiva y la empatía son pilares clave para construir una comunidad escolar sólida y armoniosa. Organizaciones como nobully, han desarrollado investigaciones donde se reconoce la relación directa que hay en ambientes educativos donde la comunicación se realiza de forma horizontal, donde se entiende que docentes y directivos, pueden hablar de tú a tú con los estudiantes, donde estos últimos se sienten tranquilos conversando y exponiendo sus puntos de vista y donde las familias pueden expresarse e interactuar de manera directa con los docentes.

Convirtiendo el colegio o escuela, en un lugar donde estudiantes, docentes y padres se sienten cómodos para expresar sus ideas, preocupaciones y emociones en espacios de diálogo y retroalimentación constructiva. Estos espacios permiten construir relaciones más sólidas, mejorar la comprensión mutua y fortalecer la colaboración en el proceso educativo.

Pero no solo se trata de hablar, también es importante enseñar a los estudiantes habilidades de comunicación asertiva y resolución de conflictos. Estas habilidades les permiten expresar sus emociones de manera adecuada, comunicar sus necesidades y resolver problemas de manera constructiva. Al dotar a los estudiantes con estas habilidades, los empoderamos para construir relaciones saludables y para abordar los desafíos emocionales que puedan enfrentar.

La promoción de la empatía es otro componente esencial en la comunidad escolar. Es importante enseñar a los estudiantes a ponerse en el lugar de los demás, a considerar los sentimientos y perspectivas de quienes les rodean. La empatía promueve la comprensión, la colaboración y el respeto mutuo, creando un entorno escolar inclusivo y acogedor.

Como ejemplo de esto, la disciplina positiva o la disciplina consciente nos ofrece un sin fin de estrategias que podemos aplicar en el salón de clases.

Apoyo profesional y recursos adicionales:

Contar con un equipo de profesionales capacitados en salud mental, como psicólogos o consejeros, es fundamental para brindar apoyo individualizado a aquellos estudiantes que lo necesiten. Estos profesionales pueden trabajar estrechamente con los estudiantes, ofreciendo orientación, terapia y estrategias personalizadas para abordar sus desafíos emocionales. Su presencia en el entorno escolar asegura que los estudiantes tengan un lugar seguro donde expresar sus preocupaciones y recibir el apoyo necesario.

Pero el apoyo no se limita solo al ámbito escolar. Proporcionar recursos adicionales es una forma efectiva de empoderar a los estudiantes en su propio crecimiento emocional. Bibliotecas con libros sobre inteligencia emocional, programas de meditación o aplicaciones móviles pueden ser herramientas valiosas que los estudiantes pueden utilizar fuera del aula. Estos recursos les brindan la oportunidad de explorar y fortalecer su manejo emocional de manera autónoma, en su propio tiempo y ritmo. Además, pueden complementar el trabajo realizado en el entorno escolar, reforzando los conceptos y las habilidades adquiridas.

¡Unámonos para fortalecer el bienestar mental de nuestros estudiantes! Descubre cómo el apoyo profesional y los recursos adicionales están creando un impacto significativo en su manejo emocional. Juntos, podemos asegurar que cada estudiante tenga las herramientas y el apoyo necesarios para florecer tanto académica como emocionalmente. En Saberes trabajamos para que todos los colegios que forman parte de la comunidad, fomenten la comunicación abierta y honesta. 

¡No te pierdas los consejos y recursos exclusivos! Suscríbete ahora para recibir actualizaciones directamente en tu bandeja de entrada o comparte este valioso contenido con otros padres, docentes y miembros de la comunidad educativa para ayudar a mejorar la comunicación en todas las escuelas.

¡No más Bullying!

Estrategias en la cultura escolar para disminuir el acoso escolar

Estrategias en la cultura escolar para disminuir el acoso

En los últimos años, el acoso escolar ha cobrado una relevancia inusualmente alta, siendo un tema de preocupación para toda la sociedad y especialmente para la comunidad educativa.

La prevención y el combate del acoso escolar son en la actualidad una prioridad para todos los responsables del ámbito educativo.

Por lo tanto, los centros educativos han ido desarrollando distintas estrategias para luchar contra el acoso escolar, una de las cuales consiste en la creación de ambientes de comunicación horizontales.

Estos ambientes de comunicación horizontales surgen de la idea de que la prevención del acoso escolar debe partir de una enseñanza de valores, habilidades sociales y comunicativas.

Ambientes de comunicación horizontales

Mira el vide aquí

Estos ambientes están basados en la creación de un entorno en el que el respeto y la tolerancia sean los valores fundamentales que guíen la convivencia entre los miembros de la comunidad escolar.

Esto supone el fomento de la empatía, la comprensión y el diálogo como pilares básicos de la comunicación de los alumnos entre sí.

Principios que además se aplican tanto a la interacción entre los alumnos como a la que se establece entre los estudiantes y los profesores.

Por esta razón, los ambientes de comunicación horizontales en la cultura escolar tienen el objetivo de promover actitudes positivas hacia los demás a través de la inclusión, la igualdad y el respeto entre los miembros de la comunidad escolar.

Esto implica el desarrollo de estrategias de interacción, comunicación y relación que permitan mejorar la convivencia entre los alumnos, promoviendo la tolerancia, la comprensión y el respeto hacia los demás.

Cómo promover ambientes sanos

Para promover estos ambientes de comunicación se recomienda el desarrollo de actividades educativas destinadas a mejorar la convivencia entre los alumnos, tales como el fomento de la expresión de opiniones y la gestión de conflictos a través del diálogo.

Asimismo, se recomienda la formación de los profesores en estrategias de prevención y de gestión de los conflictos dentro de la aula. Por otra parte, es importante destacar que estos ambientes deben ser promovidos desde el propio centro educativo, ya que es el lugar donde se desarrollan todas las actividades relacionadas con la prevención y la lucha contra el acoso escolar.

Cultura de respeto

Los centros educativos deben promover una cultura de respeto, tolerancia y aceptación entre sus miembros, así como establecer mecanismos efectivos para la detección y la atención de casos de acoso escolar.

En conclusión, los ambientes de comunicación horizontales en la cultura escolar son una estrategia eficaz para prevenir y combatir el acoso escolar.

Estos ambientes se basan en el desarrollo de un entorno de respeto, tolerancia e inclusión entre los miembros de la comunidad escolar, promoviendo la empatía, el diálogo y la comprensión entre los alumnos, así como el desarrollo de estrategias de prevención y de gestión de los conflictos dentro de la aula.

Los centros educativos son los responsables de promover estos ambientes, desarrollando programas de prevención, detección y atención de casos de acoso escolar.

LEE TAMBIÉN

Tipos de acoso escolar y señales para identificar una víctima de bullying

La clave de identificar el buen uso de los canales de comunicación en tu colegio

Formas de llevar el control de convivencia en el colegio

Fromas de llevar el control de convivencia en el colegio

El control de convivencia en el colegio es un tema importante y que requiere una atención especial por parte de los docentes. Esto se debe a que el comportamiento de los alumnos en el salón de clases y en los espacios de diversión también es una parte importante de su educación.

Para llevar un buen control de convivencia en el colegio, se deben establecer algunas reglas y normas que ayuden a los estudiantes a comportarse adecuadamente. Estas reglas deben ser claras y específicas para que ellos sepan qué se espera de ellos.

Convivencia escolar: ¿cómo controlarla?

Convivencia escolar colegios Saberes
Convivencia escolar colegios Saberes

Algunos ejemplos de reglas básicas para el control de convivencia en el colegio son: respetar a los demás, no gritar, no pelearse, no usar palabras soeces, no molestar a los demás, etc.

Una vez que se han establecido estas normas, es importante que los profesores las hagan cumplir. Esto se debe a que los estudiantes deben aprender a respetar los límites y a comportarse correctamente.

Por su parte, los docentes prestar atención a los comportamientos incorrectos y tratan de corregirlos de forma inmediata. Ayudando a los menores a entender que determinados comportamientos no están permitidos y que deben ser evitados.

Además es importante entablar un diálogo acerca del comportamiento apropiado. Beneficiando para comprender mejor qué se espera de ellos y crear un ambiente de respeto y comprensión entre los miembros de la clase.

Formas de controlar la convivencia

Otra forma de llevar un buen control de convivencia en el colegio es promover la tolerancia y el respeto entre los alumnos. Algo que se puede lograr ofreciendo charlas y actividades que fomenten el diálogo y la comprensión entre los alumnos.

Estas actividades pueden ser tan simples como organizar discusiones en el aula o actividades grupales donde los estudiantes deban trabajar juntos para solucionar problemas.

Finalmente, es importante que los docentes se esfuercen por crear un ambiente cálido y acogedor en el salón de clases. Lo que significa que los profesores deben ser amables con sus alumnos, tratarlos con respeto y comprensión y ofrecerles apoyo cuando lo necesiten. Llevando a que los alumnos se sientan seguros de pertenecer a ese colegio.

Conclusión

 Llevar un buen control de convivencia en el colegio es una tarea importante que los docentes deben llevar a cabo. Esto requiere que los docentes establezcan reglas claras y específicas, que hagan cumplir estas reglas, que entablen diálogos con los alumnos acerca del comportamiento apropiado y que promuevan la tolerancia y el respeto entre los alumnos.

En Sistema Saberes trabajamos con ‘Huellas’ la solución que nos permite conocer sobre la salud, la ley 1620 del 2013, los seguimientos psicológicos, los reportes, las encuestas y más, sobre todo lo que abarca la conviviencia escolar dentro de un colegio.

Conoce más aquí

Tipos de acoso escolar y señales para identificar una víctima de bullying

Tipos de acoso escolar

El bullying o acoso escolar, es uno de los temas más complicados de tratar en un colegio. Se trata del concepto en el que el maltrato y la intimidación se producen de manera reiterada de una persona a otra. Sin duda, uno de los inconvenientes más grandes ha sido elpoder detectar, detener o prevenir este acoso. Para ello, es de total importancia saber identificar los tipos de acoso escolar que se pueden producir dentro de una institución educativa.

Tipos de acoso escolar y claves para identificarlos
Tipos de acoso escolar y claves para identificarlos

¿Qué tipos de acoso escolar existen?

Por supuesto, esta problemática no se trata únicamente de un solo acoso. Desafortunadamente, día a día se van conociendo más tipos de intimidación que abruman a los estudiantes en las aulas de clase.

Hoy en día, existen diversos tipos de agresión:

  1. Física: en la que la víctima es agredida en su cuerpo.
  2. Verbal: donde los insultos y las fuertes palabras son los protagonistas.
  3. Psicológica: en las que se realizan acciones con el fin de hacer sentir mal o dañar el autoestima de la víctima.
  4. Social: donde se aísla totalmente a la persona de manera social en el grupo. Alejándolo de la participación en juegos o eventos sociales.

Cuando algunos de estos casos ocurren, normalmente el acosador siente el poder en aumento. Es decir, logra que el resto de sus compañeros lo amparen y lo apoyen en sus intimidaciones; ya sea porque participan o ignoran sus acciones. Sin embargo, también existen los casos en los que las personas no están de acuerdo con el trato, pero no hacen nada para detenerlo. Sobre todo cuando se trata de alguien que no es un amigo cercano, promoviendo de esta manera que la intimidación no se detenga.

Ante este grave problema dentro de las aulas de clase, una de las principales preocupaciones de la comunidad es cómo lograr identificarlos.

Señales de que hay una víctima del acoso escolar

  1. Refleja trizteza, ansiedad, irritabilidad y apatía. Estos, entre otros tipos de estados son unos de los que más alertan sobre el bullying escolar. Es común que la víctima empiece a presentar este tipo de reacciones emocionales extremas.
  2. Aislamiento social. Si el menor perjudicado empieza a sufrir de acoso, su primera reacción será alejarse. Empezará a salir menos con sus amigos habituales y permanecerá más tiempo a solas. Incluso, es posible que se niegue a tener conversaciones sobre su colegio o amistades.
  3. Presenta problemas de concentración. Esto se deba a que su menta está en otras situaciones. Además, suele ir acompañado de la disminución en el rendimiento académico.
  4. Negación para asistir a la institución educativa. Al no sentirse a gusto en su aula de clase, empezará a negarse para ir. Aquí, es importante identificar si el alumno usa diferentes excusas para no asistir como lo son los temas de salud.
  5. Mencionar el tema de suicidio. Sin duda alguna, esta es la alarmá más precupante, pues la víctima puede llegar a casos extremos de querer acabar con su vida.

Estas son algunas de las alertas que se deben tener en cuenta para lograr identificar, a tiempo, una víctima de intimidación escolar. Por ello, desde Sistema Saberes, siempre hemos estado interesados en aportar para que la detección se realice a tiempo. Es por eso que, dentro de nuestras soluciones hemos creado ‘HUELLAS’; el módulo ideal para realizar seguimiento a los casos de convivencia de todos los estudiantes.

Con nuestra solución podras mejorar el clima socioemocional y realizar intervenciones pertinentes a toda la comunidad educativa. Conoce más AQUÍ

5 claves para prevenir el ciberbullying en tu colegio

Claves para detener el ciberbullying

Una de las preocupaciones más grandes en la educación, sin duda se ha vuelto la multiplicación de casos de intimidación en las aulas escolares. Sin embargo, no solo se ha conocido este acoso físico y presencial, ya que ahora también se han aumentado los indicios del ciberbullying o ciberacoso. El cual se disparó debido a la pandemia y a la necesidad de aumentar el uso de la tecnología en los niños y niñas.

¿Qué es ciberbullying?
¿Qué es ciberbullying?

¿Qué es el ciberbullying y cómo desde el colegio se puede prevenir?

Se trata de la intimidación a través de la tecnología; las redes sociales, plataformas de mensajería, videojuegos y llamadas telefónicas. Un comportamiento que es repetitivo en el cual reciben información que los humilla, atemoriza y que día a día los hace sentir inseguros de pertenecer a la red social donde reciben estos comentarios.

Los casos más frecuentes de ciberbullying son:

  • Difundir mentiras sobre una persona. Difundir fotografías íntimas o vergonzosas de alguien.
  • Enviar a través de mensajes de texto amenazas o contenido intimidante.

No obstante, este ciberacoso a diferencia del acoso físico y cara a cara; deja una huella digital que permite tener un registro y pruebas de lo sucedido. Con esto, se puede detener mucho más fácil este tipo de intimidación.

5 claves para detener el ciberacoso escolar

  1. Evitar responder mensajes que inciten a la intimidación. Cuando estos se responden lo que se hace es animar a que el maltratador se anime a seguir haciéndolo.
  2. Guarda cada una de las pruebas que puedas obtener para luego poder denunciar los hechos.
  3. Intenta mantener tus perfiles de las redes sociales en modo privado. Así evitarás que desconocidos vean el contenido que a diario publicas.
  4. Utiliza contraseñas con alto nivel de seguridad. Para eso puedes guiarte siempre de las indicaciones al momento de crear tu cuenta en las diferentes redes sociales; incluye números, signos de puntuación, intercala minúsculas y mayúsculas, y cámbialas con frecuencia.
  5. Mantén un buen antivirus el cual se encargará de proteger tus datos personales.

¿Quieres mantenerte informado de todo lo que sucede día a día con tus estudiantes y así poner a prueba estas 5 claves? En Sistema Saberes contamos con un módulo de convivencia escolar que hemos denominado como ‘Huellas’.  El cual te permitirá llevar un registro y por ende un seguimiento de los casos que se presenten en tu institución.

LEE TAMBIÉN:

¿Cómo combatir el Bullying escolar con ayuda de la tecnología?

¿Cómo combatir el Bullying escolar con ayuda de la tecnología?

“La tecnología se convierte en educativa cuando pasa por las manos de un profesor”; es una de las frases dichas por Jorge Calvo, un asesor y formador en Tecnología Educativa y Director de Proyectos Educativos. Frase con la que iniciaremos este artículo que, solo tomará algunos minutos de lectura. Pero que, servirá para cada docente, administrativo, estudiante y acudiente para identificar casos de bullying en la institución. Sobre todo, cómo la tecnología puede ayudarnos a detener esta intimidación de la que tanto se habla en los colegios.

Esta tecnología que en muchas ocasiones nos ayuda a mantenernos en constante comunicación, que nos permite tener momentos de entretenimiento. Ahora también es la encargada de facilitar, algunas veces, que el acoso escolar se propague. A pesar de todo esto, hay que saber y entender que el buen uso de la misma puede ayudarnos a combatir esta gran problemática.

¿Cómo combatir el Bullying escolar con ayuda de la tecnología
¿Cómo combatir el Bullying escolar con ayuda de la tecnología

¿Cómo aprovechar las nuevas tecnologías para detener el Bullying?

  • Mantener una comunicación asertiva con los estudiantes. Así podremos hablar con ellos con toda la tranquilidad del caso acerca de los beneficios y los riesgos de las herramientas tecnológicas.
  • Preguntar, sin temor, con quién se comunica el estudiante por internet o con quién juega en línea. Así los padres de familia tendrán conocimiento sobre la identidad de sus compañeros de clase.
  • Establecer un horario adecuado para el uso de internet.
  • Hablar con los menores sobre la importancia de la privacidad y sobre la información confidencial en la red. La privacidad es uno de los detalles a los que más hay que prestarles atención. Por eso es primordial explicarles a los pequeños de la casa la importancia de solo aceptar a personas de confianza en sus redes sociales; a cambiar contraseñas con frecuencia y a configurar las opciones de privacidad en las plataformas que lo permiten.
  • El acceso a buena información. Esto permite que no caigas en noticias falsas, mismas fake news que se propagan en internet. Pero que con el buen uso podrás identificar rápidamente, así evitaras difundir y utilizar información errónea.
  • Haz uso de herramientas tecnológicas para denunciar en caso de ser víctima de acoso.

La tecnología: amiga de la detección de Bullying

Con estos aspectos podrás aprovechar el uso de las herramientas tecnológicas para fomentar el cuidado de los niños del país.

Sin embargo, antes de finalizar, quiero contarte cómo desde Sistema Saberes apoyamos el proceso de detección, seguimiento y reducción de casos de Bullying. Esto gracias a nuestra “Gestión de convivencia escolar”, pues si tu colegio quiere contar con un módulo que funcione como tu observador digital; donde puedas realizar las anotaciones no solo de estudiantes sino de toda la comunidad educativa, un espacio donde quieras llevar en tiempo real el seguimiento de los aspectos comportamentales de los integrantes del colegio.

Huellas; como nosotros le hemos puesto a este módulo, te ayudará para promover el cuidado y prevenir el acoso. Te facilitará prestar atención a quienes lo requieran y, sobre todo, llevar a cabo el respectivo seguimiento.

Si eres orientador, coordinador o directivo de un colegio y deseas una conversación con unos de nuestros asesores en sistemas de atención escolar; para conocer más de nuestro módulo, podrás hacerlo HACIENDO CLIC AQUÍ

¿Cómo saber si el bullying está presente en tu colegio?

Seguramente has escuchado por fuentes cercanas o por algún medio de comunicación sobre tristes desenlaces de historias; de niños, niñas y adolescentes a causa del bullying. Un acto de violencia disfrazado en burla y en situaciones incómodas para muchos estudiantes hoy en día. Burlas que, además, se convierten en un caso de acoso que cada día más se vuelve más denso. Afectando en la manera de ser y en las emociones de muchos. Pero, ¿qué es el bullying y cómo podemos evitarlo?

¿Cómo saber si el bullying está presente en tu colegio?

Detecta el bullying en tu colegio.
Detecta el bullying en tu colegio.

Sin duda, es uno de los problemas que más afectan a las instituciones educativas. Por ello, el 2 de mayo se proclamó como el Día contra el acoso escolar. El bullying es considerado un problema a nivel mundial y que; desafortunadamente es algo que al pasar de los años va aumentando sus cifrar. En pocas palabras, es el acto de la intimidación o de la agresión física, sexual o psicológica; que puede provocar una persona a otra de manera reiterada y por un largo tiempo.

Así que, desde Saberes, queremos que tu comunidad educativa esté al tanto de todos los indicios. Y todo lo que puede presentar algún estudiante para detener la propagación.

Resultados de estudios

El Primer Estudio Mundial realizó un informe en el que se arrojaron altos resultados; 85% de los casos se reflejan en la escuela; el 44% de los niños que están en la edad de 8 a 10 años ya han sufrido de bullying por primera vez. Pero en realidad, lo que más ha preocupado es que más del 80% de dichos casos no son reportados a los docentes de la institución. Lo que hace que el sufrimiento de las víctimas sea en silencio y por último; alrededor de 3 millones de niños dejan de asistir a sus colegios y detienen el estudio para evitar ser abusados, burlados y acosados.

Sin embargo, una manera de detener esta gran problemática, sin duda alguna es el mantener pendientes y sobre todo informados a los docentes, coordinadores y directivos de la institución. Así el niño que de cierta manera siente un gran temor hacia otros de sus compañeros, podrá sentir el apoyo de los mayores del centro educativo.

Además, debemos reconocer el ciberbullying como también uno de los más grandes problemas. Pues es bastante similar con la diferencia que las burlas y el acoso se realiza a través de los medios digitales como lo es Internet; redes sociales o videojuegos en línea.

¿Cómo podemos detectar el bullying?

Es importante reconocer que los niños que sufren este tipo de intimidación, suelen ser muy precavidos al momento de mostrar alguno de los síntomas. Así que, aquí te dejaremos algunas de las señales a las que debes estar atento si percibes que algún integrante de tu comunidad educativa las refleja.

  • Aislamiento de su grupo de amigos o de trabajos en el aula.
  • Cambios de conducta sin razón alguna.
  • Moretones y heridas en el cuerpo.
  • Pocas ganas de asistir al aula de clases.
  • Modificaciones y trastornos alimenticios.
  • Negatividad para compartir con los amigos o compañeros de clase en alguna actividad grupal.

¿Cómo evitarlo?

Si bien, ya conocemos algunas de las alertas a las que debemos estar 100% pendientes. Es importante reconocer la manera en la que podemos evitar que algunos de los estudiantes sufran de bullying o, por lo contrario; evitar que también se formen victimarios en el colegio.

Para evitarlo se pueden realizar algunas de las siguientes acciones.

  • La importancia de conocer el entorno del estudiante es primordial, así se sabrá el tipo de compañeros que tiene.
  • La comunicación debe ser uno de los pilares más importantes a tener en cuenta y a fomentar, así los alumnos podrán informar cualquier anomalía que presenten en su día a día.
  • Enseñar valores desde pequeños evitará que se presenten este tipo de inconvenientes. Así aprenderá que las diferencias entre humanos es algo que debe aceptar y respetar.
  • Este, de hecho, puede ser una de las acciones a más resaltar y es el explicarle al menor o al adolescente cómo puede enfrentarse ante un caso de bullying. Primero, haciéndole entender que puede evitar el enfrentamiento con el acosador y que; en caso de presenciarlo, puede hablar con algún profesor de la institución y por supuesto, informarlo a sus padres o acudientes.
  • El establecer límites permitirá que detecten cuando se pasa de una simple broma a un caso de acoso.

De esta manera, en Saberes le queremos apostar a una educación totalmente inclusiva. Que refleje la tranquilidad y felicidad de un estudiante al enfrentarse día a día a un nuevo conocimiento. Recalcando la igualdad, la tolerancia y el respeto en toda la comunidad educativa.

Mira el video aquí

LEER TAMBIÉN:

Plataforma Educativa Colegios Colombia